Los telares artesanales de Oaxaca, una técnica de sueños

Los telares artesanales son mecanismos de gran antigüedad que han pervivido en forma y empleo transcurrido un tiempo.

Su formato se fundamenta en palos que van tejiendo la lona, usando la lana de los camélidos como la llama, alpaca o bien vicuña y asimismo la de oveja; existen telares de forma horizontal y vertical.

El telar se compone de un aglomerado de hilos organizados prácticamente siempre y en todo momento de forma vertical llamados la “urdimbre”. Los hilos puestos en horizontal son nombrados la “trama”. El urdirlos es un procedimiento por el que se marcha pasa la urdimbre por arriba y bajo la trama, cruzándola. Al final, con todo este cruzamiento se logra lo que conocemos como la “tela”.

En Oaxaca hay una gran tradición textil que se remonta hasta los tiempos prehispánicos (telar de cintura) y que se diversifica y enriquece con la llegada de los españoles y los telares de pedales y lanzadera. Hay una gran pluralidad de artesanía textil procedente de localidades próximas a la urbe de Oaxaca, y del resto zonas del estado. Todas y cada una inconfundibles por sus diseños y colores de gran originalidad que identifican a cada zona. De Teotitlán del Val, Mitla y Tlacolula, proceden las albergas, jorongos, alfombras y tapetes, elaborados en telar de pedal, con hilo de lana, al natural y teñida con tintes naturales.

Hay muchas comunidades indígenas que han mantenido sus tradiciones textiles, efectuando prácticas como el cultivo de las plantas para generar hilos y textiles como el bordado más frágil.

Originalmente, el bordado se efectuaba con la punta de una hoja de maguey o bien agave; sin embargo, hoy día, la técnica ha evolucionado con la agua de metal. Los bordados representan los sueños y aspiraciones de abundantes conjuntos indígenas oaxaqueños, utilizando como inspiración la naturaleza de los vales de la zona.

La mayor parte de las prendas están hechas con algodón y unos aros para bordar el contorno de las figuras y después rellenar con punto pasado vertical. El bordado se hallan plasmados en almohadas, bolsas y chalecos.

Dejar un comentario

El email no será publicado